Crítica de ‘Sin nada que perder’: los hermanos sean unidos

el

Con perfil bajo pero alta calidad llega “Sin nada que perder”, nominada a cuatro premios Óscar.

¿De qué se trata?

Dos hermanos se unen para asaltar la mayor cantidad de bancos posibles en Texas, con el fin de reunir el dinero para salvar las tierras que dejó su madre antes de morir. Uno es Tanner (Ben Foster), ex convicto , y el otro es Toby (Chris Pine), divorciado y con niños. Tras ellos irán dos policías (Jeff Bridges y Gil Birmingham). Dos contra dos, en un duelo western moderno.

Chris Pine y Ben Foster / Energía

¿Con qué te vas a encontrar?

En principio, si me decís Texas, robo de bancos, algo de western y… la verdad es que, solo con eso, es una película que no me entusiasmaría ver. Pero luego de los primeros minutos de metraje, los prejuicios estilo este-no-es-mi-tipo-de-cine-que-hago-acá quedan enterrados por completo. Porque, a fin de cuentas y más allá de gustos, el cine que se disfruta es el bueno. Y “Sin nada que perder” es probablemente una de las mejores propuestas que encuentres en pantalla este año.

La película dirigida por David Mackenzie tiene un tremendo guion (nominado al Óscar y merecedor del premio), con afiladas líneas de diálogo, de absoluta incorrección política y crítica social. Si el guión es bueno, la película lleva las de ganar.

Jeff Bridges y Gil Birmingham / Energía

El relato tiene una premisa simple pero el gancho está en la riqueza de los personajes, sobre todo en la dialéctica entre los dos oficiales: un Jeff Bridges con merecida nominación al Óscar, haciendo del jefe experimentado, y Gil Birmingham, en la piel de un arisco policía mitad comanche mitad mexicano. Los diálogos entre ellos dos valen toda la película. Los hermanos no se quedan atrás y también permiten ese juego de opuestos todo el tiempo, sumada a la picardía de “ladrones buenos”.

Sí, claro que hay dosis de western en todo esto. Está la ley y están los marginales, habrá duelo sin cuenta regresiva y habrá parajes desamparados donde solo habitan cowboys. Pero lo interesante de “Sin nada que perder” es que no descansa en un convencional héroe vs villano, sino que tiene la inteligencia de plantear un dos contra dos donde no se puede tomar partido.

“Sin nada que perder” ofrece una película bien construida, con una gran banda sonora y personajes inolvidables contando una historia que no da respiro. ¡No te la pierdas!

Título original: Hell or high water
Duración: 102 minutos
País: Estados Unidos
Año: 2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s